martes, 22 de marzo de 2016

9 tópicos que deberías evitar en tu novela fantástica



(1) El Héroe y el Villano 

Uno de los tópicos que mas veo arrastrados en el género fantástico es la pareja inseparable de Héroe y Villano. Son dos arquetipos inconfundibles: un protagonista que es Bueno -así, en mayúsculas, abarcando y sintetizando en una sola persona la idea de Bondad- que siempre se enfrenta a un Villano que es Malvado -encarnando éste, a su vez, la idea más pura de Maldad-. Se tratan de personajes simples y llanos a los que se le atribuyen las palabras "bueno" y "malo" con demasiada sencillez. El Héroe tendrá un comportamiento cansinamente intachable y, por otro lado, nuestro Villano actuará con maldad siempre y sin ningún tipo de justificación.

Mi consejo para evitarlo: crea claroscuros en tus personajes. Deberías tener protagonistas con defectos, vicios o incluso deja que alguno guarde algo de maldad en su interior. Y, en cuanto a los antagonistas, por lo que más quieras, que tenga una razón para hacer lo que hace y que no sea sencillamente malo por naturaleza.

(2) El elegido de una profecía.

Las profecías. Ese as bajo la manga que cualquier autor puede usar para justificar la importancia de su protagonista. "No, no. Puede matar a un dragón que tiene aterrorizado a todo el mundo porque es el elegido". No, lo siento. A mi no sirve como excusa. Este tópico tiene mucho que ver con la idea de que el protagonista puede resolver todos los problemas con los que se encuentra por el camino, sin ayuda y, encima, quedando muy por encima que los demás Está demasiado visto y resulta cansino. Terminas haciendo una novela previsible: el lector sabe de antemano que tu protagonista siempre saldrá ileso de cualquier problema.

Mi consejo para evitarlo: Sorprende al lector matando al protagonista en el segundo capítulo. O que resulte que él no es realmente el elegido, o que lo sea y que lo eche todo a perder. Debes tratar a tus personajes como personas y darles reacciones y consecuencias verosimiles a las pruebas a las que se enfrentan. Un chaval con una espada, por muy brillante que sea, no puede matar a un dragón sin entrenamiento previo.

(3) Búsqueda de un objeto mágico. + (4) El objeto único que solo puede matar al Malo.
Trato estos dos tópicos al mismo tiempo porque se usan para esconder el mismo defecto de una obra: poca planificación de la trama. Se expone un problema -un tipo que tiene aterrorizado todo un reino- y un protagonista que tiene que derrotarlo y acabar con éste. Llegados a este punto, el autor recurre al "Existe una espada forjada por elfos-enanos que es la única capaz de atravesar la coraza del terrible hechicero". Esto es un topicazo que se guardan muchos para usarlo cuando se quedan sin ideas. Un autor que imagina un problema y que no es capaz de resolverlo sin sacar el conejo de la chistera.

Mi consejo para evitarlo: planifica mejor tu historia y piensala con detenimiento; crea una solución verosimil y más original. O bien, también puedes usar el tópico y tragiversarlo: que tu protagonista consiga la dichosa espada y, como lleva milenios encerrada en una cueva, que no le sirva más que para cortar mantequilla.

(5) Deus ex maquina o, en nuestro terreno, "anda, mira, un mago que nos solucionará todos los problemas"

Este tópicazo me lo encuentro demasiado y me saca de quicio. Pongamonos un ejemplo práctico. 
Nuestro protagonista se encuentra, de golpe, atrapado, rodeado de enemigos que solo piensan en como destrozarle y provocarle el mayor daño posible. No tiene escapatoria y lo sabe. Son una docena y él está solo, desarmado y herido. Pero, de la nada, aparece una elfa semi-desnuda montando un pegaso y se lo lleva de allí vivito y coleando. 
No hace mucho me leí La Espada de Fuego y me encontraba este topicazo en cada esquina. Siempre que le sucedía algo al protagonista que ponía en peligro su vida, sucedía algo ajeno a él que lo salvaba. Esto convirtió esa lectura en terriblemente predecible y aburrida

Mi consejo para evitarlo: si quieres meter a tu protagonista en una situación en la que peligre su vida, que peligre de verdad. Si tu protagonista debería morir, mátalo. Haz la historia verosímil, realmente sorprenderás al lector si le muestras que tu personaje no es intocable.

(6) Triángulo amoroso o "La Chica". 

No hay cosa que más me horrorice que las historias amorosas metidas con calzador en una novela que no lo necesita. No hablaré de los triángulos amorosos, es algo en lo que ya no deberías pensar si quieres escribir una buena novela. Sin embargo, me centraré en el personaje de La Chica. Siempre hay una Chica. Se trata de un prototipo de personaje que, en cuanto se encuentra con tu protagonista, el lector no puede evitar soltar un "oh, estos acaban juntos". En el caso de que tu protagonista sea femenino, se tratara de El Chico. Esto a mi me aburre muchísimo porque es predecible pero, sobre todo, innecesario.

Mi consejo para evitarlo: introduce un personaje que el lector esté convencido que acabará con tu protagonista, pero que sea lesbiana y acabe liada con la elfa semi-desnuda del Pegaso de antes. Se original e innovador, no mates de aburrimiento a tu lector. Rómpele los esquemas.

(7) El protagonista como el centro del Universo.

Al leer muchas novelas fantásticas, ¿no os da la sensación de que todo gira alrededor del protagonista? No la novela en sí, que eso es obvio, sino el mundo en el que se encuentra. Todo parece diseñado para que él aparezca y haga algo al respecto. Parece no haber distinción entre la historia individual de nuestro protagonista y el resto de historias que flotarán alrededor de él. Un ejemplo: si el protagonista está buscando, que sé yo, un libro de hechizos; y mencionamos que un personaje tiene uno, automáticamente el lector asimila que es ese mismo libro el que él está buscando. Claro, porque no hay libros en todo el mundo. 

Mi consejo para evitarlo: crea historias paralelas, pero sin sobrecargar al lector. Lanza varios cebos para hacer que el lector se crea que tu protagonista seguirá el camino prototípico pero que termine decidiéndo ir hacia otro lado. Que le den misiones y las rechace sin miramiento. O, incluso mejor, que vaya a rescatar a una princesa en apuros y se encuentre el lecho vacío porque alguien lo logró antes que él. Deja que el mundo gire a su alrededor y no lo dejes como un simple marco en el que él se mueve.
 
(8) Belleza ideal de los protagonistas.

¿Habéis leído alguna obra en la que una hechicera gorda y con una nariz horrenda sea la protagonita? ¿O alguna en la que su caballero protagonista sea más feo que el demonio? Algun obra seria en la que el hecho de ser feo o gordo no sea relevante, claro. Creo que los únicos protagonistas feos que me he encontrado -y que no se conviertan en bellezones al final de la obra- ha sido en Terry Pratchett. Es muy propio de los autores crear a sus protagonistas como algo ideal y, por eso, en nuestra literatura encontramos millones de pelirrojas con los ojos verdes y rubias despampanantes. 

Mi consejo para evitarlo: crea personajes más realistas. Más del montón. Rompe con el esquema de que para triunfar tienes que ser guapo y te ganarás a gran parte de tu público.  
 
(9) Las ansias de dominar o destruir el mundo del Malo.  

A mi este tópico me hace mucha gracia. Parece ser que la aspiración vital de todo villano es dominar o destruir el mundo. Dominar el mundo -ya sea un reino, un continente, un trono, etc- lo entiendo, se explican a partir de unas ansias de poder y blablabla. Pero... ¿destruir el mundo? ¿Es que son tan bobos que no se dan cuenta que, destruyéndolo, se destruyen a si mismos?, ¿Acaso simplemenete quieren suicidarse a lo grande?

Mi consejo para evitarlo: Si quieres tener un malo, que tenga personalidad. Créale una aspiración más realista y, sobre todo, un porqué. Si quiere dominar el mundo, que sea por algo más complejo que "es que el chico nos ha salido mandón"  




De forma general debo aconsejarte que, para que tu obra destaque, tienes que intentar ser original. ¡Huye de los prototipos o los lectores huirán de ti! 

Y hasta aquí mis nueve tópicos a destacar
¿conoces alguno otro igual de repetitivo?

14 comentarios:

  1. Hola^^
    Sin dudas son grandes consejos para quien quiera escribir una novela de fantástica.
    Gracias por compartir la entrada, me ha gustado mucho.
    un besote!

    ResponderEliminar
  2. Son consejos estupendos, aunque si te paras a pensarlo hay infinidad de libros que caen en esos tópicos y a pesar de ello han triunfado.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  3. Ja, ja, me he reído mucho con los tópicos que mencionas, es verdad ;) Siendo realista, diré que yo suelo caer en el de protagonistas guapos, pero solo guapos, o atractivos dentro de lo normal :) Con lo de matar al protagonista me has recordado a Juego de tronos, el autorno tiene piedad con sus personajes, pero me parece muy buena idea ;)
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Completa y absolutamente de acuerdo, aunque es importante señalar que hay libros que a pesar de que tienen todos estos tópicos y aun así enganchan (siempre son la excepción a la regla) por que ya basta de tantos típicos tópicos. Aveces cansan. En especial esta belleza inalcanzable que nunca jamas en la vida podría existir. Muy buen post.

    ResponderEliminar
  5. Hola guapa ^-^
    No soy mucho de leer este género pero si que he leído unos cuántos libros y lo de la Profecía y lo de buscar un objeto mágico es muy típico.
    A ver si poco a poco se van eliminando los tópicos porque llega un momento que cansa que todas las historias se basen en lo mismo.
    Un beso enorme :D

    ResponderEliminar
  6. Jajajaja, me has hecho reír Taty, tienes toda la razón. Abundan este tipo de tópicos en las novelas del género, lo del objeto especial, la belleza ideal, la chica... resulta a veces un poco cansino. Però què hi farem. Les funciona... aunque me parece fantástico q propongas buenas alternativas.

    ¡Un abrazo guapa! ^^

    ResponderEliminar
  7. Hola!!!
    Me parecieron muy buenos tus consejos, realmente todo lo que mencionas está tan usado y ya todos sabemos que pasará con historias así.
    Sin embargo, justo al final dices "¡Huye de los prototipos o los lectores huirán de ti!" y a mi me parece que no es así. La mayoría de los libros de fantasía son juveniles (¿por qué?, no lo sé) y, por lo tanto, la mayoría de los lectores de fantasía son jóvenes y a esos jóvenes siempre les van a gustar los mismos tópicos (el chico guapo, una elfa semidesnuda en un pegaso, el bien siempre vence al mal) y los autores juveniles ya se dieron cuenta de eso y es por ello que tomaron esa formula mágica y la están reutilizando constantemente y es que si decidieran modificarla lo más probable es que sus lectores se enojen y sus libros dejen de vender.
    Eso es mi punto de vista, tal vez esté mal pero a mi así me lo parece.
    Me gustó mucho tu entrada.

    Saludos!!!

    ResponderEliminar
  8. He llegado hasta el noveno tópico y he soltado un suspiro de alivio. No cumplo ninguno en mi saga, y si puede que alguno parezca que está presente, los he llevado por otro lado para que no sea "lo de siempre".

    Muchas gracias por esta entrada tan genial!
    Besos!

    ResponderEliminar
  9. ¡Buenas! Me ha parecido una entrada muy completa. Yo de momento no soy culpable de ninguno de esos tópicos, pero he estado a punto de caer en alguna ocasión. ¡Muchas gracias!

    ResponderEliminar
  10. Maravillosos consejos para escritores de fantasía, me ha encantado este artículo. ¡Felicidades!
    Salvo por la belleza de algunos de mis protagonistas, aún no he pecado de nada (y qué alivio).

    ¡Nos leemos!^^

    ResponderEliminar
  11. Mientras leía me han recordado a muchas cosas de un proyecto que tengo entre manos y es como...ups, culpable! ^^''
    Me han venido genial tus consejos.
    Saludos!! ^^

    ResponderEliminar
  12. Hola! Estupendo top!! la verdad es que todos son tópicos de los que huir y que cuando encuentras en un libro es como pufff...incluiría el del viaje iniciático, me pone de los nervios jajaja
    Nos quedamos por aquí desde Imagigantes :)
    Un saludo^^
    Nos leemos

    ResponderEliminar
  13. Me ha encantado esta entrada, de verdad. Hay cosas que sí me había parado a pensarlas y las descarté de mi novela, pero hay otras que no y me van a venir realmente bien. Como tengo que hacerle mil y un ajustes aún, tomaré los consejos que das, que además me has dado un par de ideas ^^
    Un besote!

    ResponderEliminar
  14. Muy de acuerdo, aunque me gustaría hacer un apunte sobre las profecías (aunque puede servir para cualquier tópico), se le puede dar un giro muy interesante a una historia con las profecías y llevar al lector por un camino que ni se le había ocurrido. Como focalizar en una puerta y abrir cinco ventanas por detrás (es una metáfora rara pero). Pero sí, tienes que hacerlo muy bien y no siempre funciona así que si no se tiene práctica (como seguramente sería mi caso XD), mejor evitarlo.
    Un beso! ♥

    ResponderEliminar